El festejo




El festejo








Todos alrededor de la mesa disfrutan del encuentro;  con risas, recuerdos viejos, proyectos nuevos... la hora se acerca.

 Están alertas, listos para el gran  suceso.

 Se levantan de sus sillas y de repente, un gran estruendo... los perros aúllan desesperados y el cielo parece venirse abajo con una impresionante lluvia de estrellas. La puerta se abre  dando paso a él, joven, arrogante, bello, lleno de esperanzas, de sueños por cumplir.

Ante su irrupción tan avasallante, nadie repara que, con lágrimas corriendo por sus mejillas, caminando lentamente, apoyado en su bastón, se aleja el año viejo para no regresar.





No hay comentarios:

Publicar un comentario

Lectores opinando